LOS CINCO PILARES DEL PROYECTO

Nuestra manera de vivir se basa en el respeto con lo que nos rodea y con un@ mism@, manteniendo una armonia  y respeto entre las necesidades individuales y las necesidades comunitarias.

Esta idea la llevamos a la práctica a través de CINCO pilares que sustentan el proyecto: ES UN CIRCULO FORMADO POR CUATRO PILARES, LA AUTOSUFICIENCIA, LA ALIMENTACIÓN RESPETUOSA, LA ECOLOGÍA Y LA EDUCACIÓN LIBRE. Estos cuatro pilares están INTER-RELACIONADOS Y EN EL CENTRO DEL CIRCULO ESTÁ EL PILAR DE LA ESPIRITUALIDAD. El pilar de la espiritualidad es el que da sentido a la forma y contenido de la relación entre las personas en el circulo, en la ecoaldea. Nos indica como y de que forma nos comunicamos, sentimos y fluimos en el dia dia de la ecoaldea. En el centro de este circulo, en el centro de la ecoaldea está la espiritualidad….EL AMOR…..

EDUCACIÓN LIBRE

Basada en la educación activa y libre de la Rebeca Wild

CONFERENCIA DE MAURICIO Y REBECA WILD (VALDEMORILLO)

Fue para mi un auténtico placer, tener la oportunidad de volver a escuchar a Mauricio y Rebeca Wild. Mauricio empezó explicándonos su experiencia de hace cuarenta años, cuando se convirtieron en padres por primera vez y de lo perdidos y desorientados que se encontraron con su bebé Leonardo. Alguien les recomendó la lectura del libro “El secreto de la infancia” de María Montessori e inmediatamente se enamoraron de su pedagogía.

Cuando su pequeño tenía tres o cuatro años y haciendo un gran esfuerzo (ya que su economía era precaria) hicieron un pedido de material Montessori. Lo esperaron con ilusión e impaciencia seguros de que su hijo se lanzaría sobre el rico material y comenzaría a trabajar con él, pero una vez que tuvieron en su domicilio el pedido, el niño se entregó en cuerpo y alma a trabajar, pero con el embalaje del material. Ellos se quedaron desconcertados pero aprendieron una lección que nunca olvidaron: Lo que más necesitan los niños es un ambiente rico en materiales no estructurados.

Sólo entonces, cuando hayan satisfecho sus necesidades auténticas de manipular todo: agua, tierra, madera, piedras, tendrán capacidad para centrarse en trabajar con materiales estructurados que les permitan aprender a ellos sólos: cálculo, lecto-escritura, geografía etc…

Nos contó toda la trayectoria de sus vidas, los comienzos de la escuela Pestallozzi, cómo en un principio pensaron sólo en dedicarse a la educación infantil y cómo fueron ampliando luego a la primaria e incluso la secundaria. Algunas de las muchas dificultades que tuvieron que ir superando, con las autoridades educativas de Ecuador, con las familias, con ellos mismos, sus miedos, equivocaciones etc…

Treinta años ha estado funcionando su escuela, y jamás se ha enseñado nada a los niños allí…..El aprendizaje para los Wild no es llenar un disco duro vacío, de información, sino activar potenciales.

Hace dos años, por diferentes circunstancias el Pesta tuvo que cerrarse. Ahora están trabajando en un proyecto económico alternativo. Están logrando crear reglas de juego diferente a nivel económico por lo que las familias que lo integran se están preguntando: Si logramos crear nuestra propia economía, ¿para que llevar a nuestros hijos a las escuelas? Como muchas de estas familias ya no tienen que salir a trabajar muchas horas al día para mal- vivir con míseros salarios, pueden dedicarse a educar a sus hijos en casa. Mauricio y Rebeca van por los pueblos y comunidades enseñando a los padres y madres lo que ellos han aprendido en estos cuarenta años. Además han creado una alternativa económica basada no en la lógica del precio, sino del a- precio.

Ellos siguen convencidos de que el ser humano puede realizar su potencial. No importa la edad que tenga, si el ambiente es el adecuado.

ARAN ESPAI DE CARPINTERIA

AUTOSUFICIENCIA

ALIMENTACIÓN RESPETUOSA
ECOLOGIA

ESPIRITUALIDAD

primera poza con totemsCIMG8099

AUTOSUFICIENCIA

AUTOSUFICIENCIA

En este caso nos referimos al auto-abastecimiento de nuestras necesidades suficientes para cubrir una vida plena con alegría y satisfacción individual y colectiva, en el día a día dentro de la ecoaldea. Por lo tanto, nos referimos a todo tipo de necesidades culturales, lúdicas, alimenticias, espirituales, educativas, etc.
El objetivo de este proyecto, no es hacer dinero para seguir disfrutando de una vida similar a la que teníamos en nuestra vida anterior, si fuera el caso. Si no que el camino seria adaptarnos a la nueva situación de cambio de vida, conectando realmente con nuestro interior y sintiendo cuales son las necesidades reales que nuestro ser interno tiene para SER (no para tener). De hecho, el objetivo a conseguir poco a poco, seria necesitar lo mínimo posible del dinero, intentando ir cada vez más haciéndonos las cosas que necesitamos, para cubrir por nosotros mismos, los diferentes ámbitos. Lo que perseguimos es trabajar lo mínimo posible para cubrir nuestras necesidades, que ya se van adaptando a una nueva vida dentro de un decrecimiento del rimo del consumo diario y, por el contrario, disfrutar, cada vez más, del máximo de tiempo libre para hacer lo que más satisfacción nos de.
La idea de este proyecto es romper el círculo de: producimos sistemáticamente unos productos en la ecoaldea, que los comercializamos a una clientela, que nos da un dinero
que mayoritariamente no necesitamos, pero que al final acabamos utilizándolo para cosas que no necesitamos y al final acabamos dependiendo de esas cosas que al principio no necesitábamos. Pero como ya dependemos de ello y además tenemos una clientela que espera esos productos, nos vemos obligados a seguir produciendo a un determinado ritmo, para cubrir las necesidades de esa clientela, no para cubrir nuestras necesidades reales.
Por lo tanto, producimos básicamente para el auto-consumo, para cubrir nuestras necesidades reales. Eso no quiere decir, que no comercialicemos nada. Podemos comercializar a pequeña escala y a nivel local, por ejemplo dentro de la ecoaldea, para las visitas que vienen y en el mercado local una vez a la semana. Esto tampoco quita, que hagamos intercambios de productos con otros proyectos y ecoaldeas. O que incluso comercialicemos productos que de momento aun no podemos producir, comprándolos a productores a precio económico y además de consumirlos, también los vendamos interiormente a las visitas o en el mercado, intentando así, reducir o eliminar el coste de esos productos.
Lo que perseguimos es auto-abastecernos al máximo, para depender lo mínimo posible del exterior.
En todo caso y como hacen todas las ecoaldeas y además en la línea que dice el proyecto, de ser también un motor de expansión de las ideas que el proyecto incorpora, haremos actividades dirigidas al exterior, como cursos, talleres etc. Estas actividades comunitarias, comportara la visita de personas a la ecoaldea, con el consiguiente intercambio económico o de otro tipo, tanto por la actividad en si como por la estancia y venta de productos.
Cultivaremos la tierra, para comer alimentos sanos y llenos de energía. Tendremos escuela para la educación en la ecoaldea. Iremos haciendo artesanía para obtener los cacharros que necesitemos.Beberemos de las mismas fuentes de la ecoaldea y tendremos la energía eléctrica que el agua del rio nos regala en invierno y energía solar para el verano. Prepararemos espacios protegidos y también al aire libre para facilitar una vida espiritual inmersa en la naturaleza. Entre nosotras, nos daremos mucho amor, amor verdadero
También, aparte de la autosuficiencia alimentaria, es también de suma importancia auto-abastecernos, como se dice al principio, de nuestras necesidades más internas, a través de la formación para que las personas ecoaldeanas que lo deseen, puedan fluir en sus propios caminos, o continuar fluyendo en esos o nuevos caminos, según cada persona desee. Para ello, mantendremos una organización permanente abierta y adaptable según necesidades, de actividades internas e intercambios con otras personas y proyectos, además de adecuar infraestructuras para este fin: que haya una energía comunitaria que fluya conjuntamente (Sansara) y otra individual que fluya con el viento del norte.